Mitos en Lactancia

 

Mito: Una madre debe tomar leche para producir leche.

Realidad: Una alimentación saludable y balanceada que contenga verduras, frutas, cereales y proteínas es todo lo que una madre necesita para nutrirse adecuadamente y producir leche. El calcio se puede obtener de una gran variedad de fuentes no relacionadas con los lácteos, como las verduras verdes, semillas, frutos secos y pescados como la sardina y el salmón con espina. Ningún otro mamífero toma leche para producir leche.

Mito: Si un niño no aumenta bien de peso, es porque la leche de su madre es de baja calidad.

Realidad: Los estudios demuestran que aún las mujeres desnutridas son capaces de producir leche de suficiente calidad y cantidad para suplir las necesidades de crecimiento del niño. En la mayoría de los casos, el escaso aumento de peso se debe a la ingesta insuficiente de leche materna, principalmente a causa de horarios estrictos y/o de una inadecuada succión.

Cuando una mujer tiene escasez de leche, generalmente se debe al estrés, la fatiga o el bajo consumo alimenticio y de líquidos. 

Realidad: Las causas más comunes de leche escasa son: tomas poco frecuentes y/o problemas con el acople y postura del bebé al mamar. Los problemas de succión del niño también pueden afectar de forma negativa la cantidad de leche que produce la madre.

Mito: La madre que tiene pechos pequeños no puede amamantar

Realidad: Toda mujer tiene la misma capacidad de producir leche independientemente del tamaño de sus pechos y lo que estimula la producción es la succión del bebé.

Mito: Los niños obtienen toda la leche que necesitan durante los primeros cinco a diez minutos de mamar.

Realidad: Aunque algunos bebés, especialmente a partir de los 3 meses, pueden tomar la mayor parte de su leche en los primeros cinco a diez minutos, esto no es generalizable a todos los bebés. Los recién nacidos, que apenas están aprendiendo a mamar, generalmente requieren mucho más tiempo para alimentarse adecuadamente. Lo mejor es permitir que el bebé mame hasta que muestre señales de satisfacción, tales como soltarse espontáneamente del pecho.

Mito: Las madres lactantes deben espaciar las tomas para que puedan llenársele los pechos.

Realidad: Cada binomio madre/hijo es único. El cuerpo de una madre lactante siempre está produciendo leche, de manera ininterrumpida. Cuanto más succione el bebé, de manera eficiente, más rápido trabajará el cuerpo para reabastecer la producción de leche. Por el contrario, cuanto más lleno esté el pecho, más lenta será la producción.

Mito: Hay que darle agua al bebé menor de 6 meses que toma pecho  

Realidad: Si el bebé tiene menos de 6 meses y es amamantado a demanda, no necesita ningún otro líquido, ni agua, ni infusiones. Ni siquiera en los meses de mucho calor.

• Mito: Si la madre toma gaseosas cola, le pasa el gas por la leche

Realidad: la leche no se gasifica. Por lo tanto, no le pasan los gases por la leche materna. Aunque sí es recomendable disminuir su consumo, en caso de observar al bebé irritable, al igual que todos los alimentos o bebidas que contengan cafeína (chocolate, té, bebidas energizantes).

 

Recordar: aunque el aroma de los alimentos pasa a la leche y puede hacer cambiar su olor y su sabor, no hay ningún alimento prohibido durante la lactancia. Esos cambios de sabor que experimenta la leche materna ayudan al bebé a familiarizarse con diversos sabores, lo que le permitirá aceptar más fácilmente la alimentación complementaria. Sólo en el caso de observar de forma repetida que tras haber comido la madre un determinado alimento, el bebé muestra algún tipo de molestias (ej. vómitos, diarreas, erupciones, malestar o rechazo de la leche), puede ser necesario evitar ese alimento en particular.

Tampoco existen alimentos obligatorios durante la lactancia.

Se recomienda una dieta sana y variada, como en cualquier otra época de la vida, y saciar el hambre, sin recurrir a un exceso de dulces. El ejercicio físico suave, como un paseo de una hora al día, contribuirá a mejorar la salud de la madre.

No se ha demostrado que algún alimento ayude a producir más leche. El mejor estímulo para tener una producción adecuada de leche es que el bebé mame a demanda sin restricciones.

 

(Fuente: Asociación Española de Pediatría)

 

Sandra Zampaloni

Lic. Psicología | Puericultora Universitaria | Especialista en Psicoperinatología

Web Sandra Zampaloni

Facebook

Instagram

consultas@sandrazampaloni.com.ar

15-6371-0071

3 comentarios en “Mitos en Lactancia

  1. Lali dijo:

    Hola , quería hacer una consulta , mí bebé tiene 1año y un mes y aún toma teta. También comenzó a comer a los 5 6 meses , mí duda es la siguiente , el come pero poqito y leche en mamadera no quiere tomar , todo lo que le preparo ya sea comida , frutas , verduras , yogures , etc lo come pero muy poco y hay veces q no quiere nada , solo teta. No sé q hacer para estimularlo para que coma normal como todos los niños . Su pediatra me dice que está bien de peso , pesa 9 kilos , ya q yo soy de contextura chica y que x ahí el salió a mí… Pero me preocupa , xq veo otros bebés del mismo tiempo que son más grandes que el ,e preocupa xq quiero alimentarlo bien para qué cresca sano y fuerte…. Ayúdenme . Cómo hago para que coma más y no sea solo teta.. gracias.

  2. Karen morales dijo:

    Hola soy Karen Morales y tengo una duda. Tengo una beba de 3 meses y se me cortó la leche le tuve que empezar a dar sancor 1. Como puedo hacer para producir leche otra vez? Muchas gracias.

Deja un comentario